Pulgasari (1985)

Pulgasari

Año:1985
Duración: 95 min.
Género: Acción, Aventuras y Fantástico
Director: Chong Gon Jo y Sang-ok Shin
Actores: Chang Son Hui, Ham Gi Sop, Jong-uk Ri, Gwon Ri, etc.
Más datos en la IMDB

Minisinopsis: Los habitantes de un poblado ven amenazada su existencia por la codicia de su gobernador. Un grupo de rebeldes está decidido a plantarle cara, pero no será suficiente.

Si ya has visto la película, puedes seguir leyendo.

Hay películas que sobresalen, más que por sus propios méritos, por la historia que tienen delante o detrás. Es lo que le sucede a El conquistador de Mongolia, por ejemplo que, siendo una película más que floja, debe verse y conocerse sólo por la historia que la sustenta. La “anécdota” de Pulgasari no tiene que ver con pruebas atómicas y radiaciones, como la anterior, sino con un descabellado plan perpetrado por uno de los seres más singulares de este planeta: El grandísimo -digo bien, que lleva alzas en los zapatos- Kim Jong-Il, gran lider y peor persona.

Mientras su padre Kim Il-Sung era el gran líder -y peor persona- de Corea del Norte, Kim Jong-Il fue designado, entre otras muchas cosas, encargado de cultura, lo que viene a ser encargado de propaganda en cualquier dictadura. Durante ese periodo, Kim se obsesionó por el cine como método propagandístico, lo que le llevó a producir y supervisar personalmente -aunque en la sombra- varias películas. Pero la maquinaria cinematográfica de Corea del Norte seguía siendo muy pobre, como el resto del país, vaya, arruinado por los presuntos ideales de su líder, así que al bueno de Kim no se le ocurrió mejor opción que mandar a su servicio secreto a raptar a Choe Eun Hee, la que por entonces era la actriz de mayor éxito en Corea del Sur. Pero no contento con ésto, poco después también raptó a su marido, Sang-ok Shin, productor y director de igual éxito, y a ambos les puso a hacer películas para satisfacer su extraño ego porque, claro, Kim Jong-Il, como el 90% de los dictadores, es un tipo de lo más mediocre. Desviándome del tema, yo no sé qué obsesión tienen los dictadores con el Arte: éste con el cine, Franco era un buen dibujante y un pésimo pintor, Hitler tuvo aquel proyecto megalómano para hacer un super-museo en el que acoger todas las obras robadas a sus víctimas y ya de paso, colar las mediocres obras que él mismo pintaba, de Sadam Hussein se decía que también tenía una numerosa colección de películas, etc. Pero ante todo me gusta el tema de la contradicción en el tema del cine en lo referente a Kim Jong-Il y Hussein, ya que se dice que la mayor parte de ambas colecciones están -o estaba, en el último caso- formadas por westerns… ¿Odias a los EEUU y te vicias con su cultura? Mal asunto. Es la contradicción que tienen muchos antiamericanistas -me refiero a los que van en contra de TODO lo americano, no de determinados gobiernos-, que comen hamburguesas, llevan pantalones vaqueros, ven películas americanas, escuchan música americana, y un largo etcétera. Por éso es por lo que creo que Kim Jong-Il viste como viste en sus fiestas palaciegas:

En cualquier caso, tiembla, Kim Ki-Duk, tiemba, Park Chan-Wook, que Kim Jong-Il sigue con la idea del cine en la cabeza… y la tiene como el Empire State de grande, con restaurante en la última planta incluído.

Pulgasari, en sí, como película, no vale un duro porque, como ya he explicado, lo que cuenta es su trasfondo. De hecho, hasta la intención “pseudo-moral” (hablamos de la ideología de una dictadura comunista) de la película es tan clara como difuso su resultado (como no podía esperarse menos de la mediocridad intelectual de cualquier dictadura). La interpretación más extendida es que el monstruo es el Capitalismo que, con un apetito sin fin, puede acabar con el pueblo pese a salvarlo de forma aparente. Sin embargo, el argumento puede verse desde tantas perspectivas diferentes, que ninguna de ellas me convence, así que voy a intentar conformar un cuadro de los “actores” para sacar conclusiones o para despistar más, ya se verá:

– El Pueblo y sus rebeldes: Se oponen a la opresión del Gobierno y crean a Pulgasari, a quien alimentan hasta que consiguen sus fines… sólo entonces deciden destruírlo.
– El Gobierno: Oprime al Pueblo robándoles todo lo que quieren para su propio beneficio. La idea de que confisquen todo el hierro de la aldea es realmente curiosa, ya que se hizo lo mismo durante la Revolución Cultural China -vaya eufemismo-, aunque también, aunque no tenga nada que ver, durante la II Guerra Mundial por el Gobierno japonés -que recordemos, también era una dictadura militar, aunque encubierta- para construir aviones, principalmente.
Pulgasari: Nace del Pueblo, concretamente, está fabricado por un trabajador -un herrero- a partir de arroz y es la sangre de una aldeana -un sacrificio- lo que le da vida. Como he dicho, ayuda al Pueblo a derrotar al Gobierno, pero a la vez les pone en peligro.

Con estos datos, se me ocurren varias cosas:
1) Pulgasari es el Comunismo Norcoreano. Hay que alimentar a quien te salva de los excesos del Capitalismo, que es el Gobierno. El fallo es que al final hay que matar a Kim Jong-Il para que deje de ser una amenaza para su pueblo.
2) Si Pulgasari es el Capitalismo, al que se le alimenta para que te libre del Gobierno corrupto, ¿qué tipo de Gobierno económico es? ¿El Robanismo, que todo lo que robo es lo mismo? ¡Ajá!, pero si es el Capitalismo, ¿por qué se plantea que es lo más beneficioso para los aldeanos hasta que se convierte en un problema? ¿Dónde queda aquí el Comunismo? ¿En la forma de gobierno que eligen los aldeanos tras acabar con el Capitalismo? Demasiado rebuscado para mi estómago.
3) El Gobierno es el Comunismo, con sus aparentes -y sólo aparentes- excesos que incomodan al pueblo hasta el punto de abrazar el Capitalismo (Pulgasari) rebelándose. Pero llegado el momento, el pueblo renuncia al Capitalismo y vuelven al Comunismo… se supone, claro, porque si se cargan el Comunismo (Gobierno) y el Capitalismo (Pulgasari), pues no sé yo.
4) “¿Qué carajo de moraleja ni que ocho cuartos? ¡Es una película de monstruos y listo!” Ésto es lo que me gustaría pensar, pero está claro que TODAS y cada una de las películas de ciertas dictaduras son elaboradas como método propagandístico, y ésta no se salva. Así que, en la retorcida mente del guionista supongo que estará la respuesta, o no, o sí, o no, o sí. Pardiez, seguro que no.

Amén de esta contradictoria o lo que sea -diablos, todas las versiones son tan enrevesadas que no sé ni cómo definirla- línea argumental, la cosa se complica con varias escenas que merecen una atención especial.
Quitando el tufo de obra teatral para niños de los años 40 -que no de 40 años- que tiene toda la película, sin duda la escena cumbre por su dramatismo interpretativo es aquella en la que se da forma a Pulgasari. Pongámonos en situación: los hijos del herrero le tiran arroz a puñados a su celda desde unos 3 ó 4 metros haciéndonos creer que todo ese arroz pasa por un ventanuco con barrotes… oiga, ni Wild Bill Hickock tenía tanta puntería. El herrero coge el arroz, lo amasa medio llorando, lo convierte en barro (¿?) y da forma a un muñeco de hierro que ya le gustaría a los freaks del Warhammer tener esa habilidad para hacer figuritas con los dedos. ¡Ole tus huevos, herrero! Están Midas, que convierte las cosas en oro, y el Taksé (Gwon Ri) éste que las convierte en hierro. Vamos, no sé qué hace Aceralia o yo qué sé, cualquier compañía que se dedique al metal, como AC/DC o Judas Priest, que no les contratan.

Siguiendo con el proceso de creación de Pulgasari, la segunda parte viene cuando el bicho cobra vida porque Ami (Chang Son Hui) se pincha con una aguja mientras cose y, mira que hay sitios para caer, una gota de sangre cae sobre el “proyecto de monstruo” de metal con el consiguiente efectazo visual propio de los años 60 más que de los 80. Pero lo mejor, de lo mejor, de lo mejor… ¡que sí, pesado!… es la imágen del Pulgasari durmiendo en el futón -que no putón- con Ami y Ana (Jong-uk Ri), que sólo puedo pensar, nació de la perversa mente del gran líder y no del guionista, que seguramente estaría haciendo cosas de ésas que hacen los comunistas, tales como comer niños o traer esclavos de África para denegarles los derechos civiles hasta los años 80, vaya usted a saber.

Y desde ahí tenemos numerosas escenas de una estupidez magna, como aquella en la que Pulgasari aparece de nadie sabe dónde para comerse la espada del verdugo que iba a cortar la cabeza de Inde (Ham Gi Sop) que, por cierto, es el nombre de un famoso grafitero de Zaragoza; aquella en la que se pone a pescar en un río -no sé para qué, porque come hierro, no peces- en la que se dice “Pulgasaria” como 2.000 veces, que dan ganas de partirles la cara para que se cayen; en la que se pone a recoger madera para los aldeanos andando como si fuese Heidi corriendo por el monte; o en las que se traga las balas de los cañones poco funcionales -más que nada, porque con uno de ésos se podrían haber hecho tres de los normales- y las escupe contra los soldados, que es el no va más.

pulgasari_f10 pulgasari_f11 pulgasari_f15 pulgasari_f16 pulgasari_f18 pulgasari_f19 pulgasari_f21 pulgasari_f22

Fuera del propio monstruo hay tres escenas que merecen especial atención:

La batalla entre los rebeldes y los soldados es simplemente patética: yo no sé qué obsesión tienen los orientales por morir haciendo un salto mortal -valga la rebuznancia- lateral, con lo fácil que es decir “¡Ay!” y caer al suelo, que es lo que hace todo el mundo cuando se le da un sablazo. Pero lo realmente inquietante es el sentido de cangrejo de los soldados; me explico: si vas por un camino recto y te vienen unos tipos con unos carros con lanzas por el Norte y el Sur, lo lógico es desviarte hacia el Este o el Oeste. Pues no, los soldados sólo van para alante o para atrás, por lo que el hecho de quedar empalados es inevitable.

pulgasari_f12 pulgasari_f13

El misterioso agujero que aparece de la nada es memorable: El general Fuan planea enterrar a Pulgasari haciendo un agujero tremendo -claro, el monstruo es enorma- y pone a todo el mundo a trabajar en él. El caso es que, el tiempo que transcurre entre que aprueba el plan y llega Pulgasari es de entre 0 y -1 minutos, pero claro, éso no quita que se pueda excavar un agujero tremendo, Dios sabe cómo, en ese tiempo para que caiga el bicho.
Y por último, la escena en la que aparece la hechicera realizando un bailecito más propio de programas como Tú sí que vales, Tienes talento o, de forma más ajustada, de las estupideces iniciales -y posteriores- de Factor X, es como para irte a un hotel sólo para acabar con todas las existencias del minibar.

pulgasari_f20

En el apartado visual ya he comentado que los efectos son más propios de los años 60 que de los 80. Está claro que el resto no le iba a ir a la zaga: el traje del Pulgasari se arruga por el pecho continuamente, lo que modifica todas las leyes físicas sobre el hierro de un plumazo, y los contrastes en las superposiciones cuando aparecen Pulgasari y los rebeldes te hacen pedir clemencia a cada momento y que el verdugo aquél te corte la cabeza aunque sea con la espada mellada por Pulgasari.

pulgasari_f14 pulgasari_f02

Como curiosidad, por la historia que lleva detrás, la película se pude ver. El problema es la paciencia de cada cual, por supuesto. Si uno logra desmarcarse de los fines propagandísticos y sólo ve un Kaiju Eiga (Cine de monstruos, vamos), lo cierto es que da un poco lo mismo, je, porque la película es tan simple que sólo después de haber consumido ingentes cantidades de alcohol -y no hago apología de nada, que yo apenas bebo 2 cervezas y 2 vasos de vino al año- puede ser aprovechada como sonido ambiente. Siempre está bien lo de aprender nuevos idiomas, que abre puertas, oiga: El coreano en 100 palabras; lástima que de las 100, 90 sean “¡Pulgasaria!“.
PD: No he encontrado video en el Youtube y no puedo subir uno… snif… Pero Marcos me ha tenido a bien dejarme el enlace de Google Vídeo donde está.

Cutrez técnicaEstrella 4
Cutrez guion�sticaEstrella 5
Cutrez visualEstrella 4
InterésEstrella 2
PuntuaciónGlobal - 4.0

TRAILER

Anuncios

16 Responses to “Pulgasari (1985)”


  1. 1 Marcos noviembre 5, 2008 en 1:54 pm

    jajajajaja, es la peli que justo acabé de mirar!!!

    http://video.google.com/videoplay?docid=-4299325314122049461

    aqui tienes el video que buscabas, bueno, es la peli completa, pero por lo menos así no te quedas sin video ;P

    muy buen blog, rescatando esas joyas del cine infravaloradas, y ojalá nos sigas deleitando con más titulos cafres.

    un saludo, adiorrrr!!!!

    p.d.: todas las peliculas las tienes en formato físico???

  2. 2 Jorge noviembre 5, 2008 en 2:03 pm

    Muchas gracias por el enlace, Marcos.
    Pues no, no todas. De algunas, como te puedes imaginar, es imposible encontrar una versión en castellano o con subtítulos.

    Salud.

  3. 3 Milgrom noviembre 5, 2008 en 2:14 pm

    Pedazo engendro. Yo pensaba que en Corea del Norte todavía estaban con los libros esos que al pasar la página rápidamente parece que los dibujillos se muevan, como toda industria cinematográfica.

  4. 4 Jorge noviembre 5, 2008 en 2:39 pm

    XD
    Bueno, en realidad, Corea del Norte tiene una larga tradición de películas propagandísticas, pero ya se sabe lo que pasa con gran parte de esas películas: que son una absoluta mierda tendenciosa y lavacerebros.

  5. 5 Don_fofo noviembre 5, 2008 en 10:58 pm

    Kaiju Eiga Comunista anti capitalista!!!!!!

    Oye pero este Kim tenia una bolsa de gatos en vez de cerebro, la verdad es que al leer me costo entender la trama de la película, al parecer va para todos lados, vuelve y se enreda a si misma…

    Como siempre muy buen comentario

    Saludos.

    Don_fofo

  6. 6 Jorge noviembre 7, 2008 en 10:28 am

    “Kaiju Eiga Comunista anti capitalista!!!!!!”

    Ya sabes, Don Fofo, los monstruos -y no es peyorativo- tienden a juntarse.
    Claro que tiene una bolsa de gatos, ¿no ves el peinado que me lleva el hombre?

  7. 7 Antoniosan noviembre 10, 2008 en 5:27 am

    No se que decir… Esto es demasiado para mi. Creo que la vere desde detras de una botella de cerveza…

  8. 8 Jorge noviembre 10, 2008 en 12:52 pm

    Ten cuidado, Antoniosan, que a ti Corea del Norte te queda más cerca que al resto, no vaya a ser que el servicio secreto lea lo que vayas a decir y te secuestren también.

  9. 9 Antoniosan noviembre 11, 2008 en 5:13 am

    Hombre, si te digo la verdad, los coreanos han secuestrado japoneses en Madrid tambien, asi que ten cuidado en los carnavales. A mi lo que me preocupa es cuando se dedican a tirar misiles sobre espacio aereo japones. Cuando caiga uno en tierra firme se va a armar la gorda.

    Aunque claro, tambien me preocupa la frecuencia con la que el tipo este lava su ropa, porque siempre lleva la misma… Tu crees que le hacen descuento en la tintoreria?

  10. 10 Jorge noviembre 11, 2008 en 11:58 am

    ¡Joder, pues si secuestran a gente en Madrid, ¿qué hacen que no entran en el Congreso de los Diputados?! ¿Y ya de paso, en el Starbucks y en la Fnac?

    El tema de la ropa, ¿lo dices por el traje de Elvis o por el uniforme militar? Es probable que le hagan descuento en La Tintorería (con mayúsculas, indicando que sólo hay una) pero ya sabes que no será porque lleve muchas cosas, sino por aversión a ser ejecutados por no amar al líder suficientemente. Supongo que cuando lleve el uniforme a lavar se pondrá el traje de Papá Pitufo, que es de su talla.

  11. 11 Antoniosan noviembre 13, 2008 en 5:30 am

    En el congreso de los diputados no entran porque no hay nada digno de ser secuestrado, supongo…

    Jarl, pues ya me gustaria verlo con el gorro rojo de Papa Pitufo!!! El problema es que el tipo iba en topless, no? Dios, que vomito el arroz solo de pensar en el amigo Kim (se llama como la azafata del 1,2,3!) marcando pectorales.

    Y, evidentemente, lo digo por la ropa militar. Supongo que el traje de Elvis se lo pone cuando esta hablando en catalan con Aznar (ya sabes, en la intimidad), asi que no cuenta.

  12. 12 west diciembre 22, 2008 en 7:29 pm

    Pon una de terror, hombre…”LA VENGANZA DE PINOCHO” PINOCCHIO’S REVENGE 1996

  13. 13 Osophila marzo 15, 2009 en 2:14 pm

    Ya subí el subtítulo en español en http://www.subdivx.com

  14. 14 Dani-Blogcaspa junio 29, 2009 en 10:04 am

    Pero…pero esto que EEEEEES? He hecho un perusing del video y me he encontrado a unos tipos que estaban ¿comiendo cuerdas o algo parecido?

    Estos coreanos tendrían que dedicarse a lo suyo que es… que es… a… bueno, no se a que, pero no a hacer pelis, eso está claro.

    Saludos de nuevo. Sigues rockeando!!

  15. 15 Eduardo septiembre 16, 2009 en 4:23 am

    Por los comentarios, es tan notoriamente espantosa la película que la voy a buscar y me la voy a ver comiéndome unas pizzas. Pienso reirme bastante. Qué también. Quisiera que alguien me explicara por qué en oriente tienen tradición de hacer esos monstruos pelotudos y baratos que me vengo fummando desde que era niño.

  16. 16 horaz junio 17, 2010 en 3:28 am

    Una excelente película.
    Mi hijo, fanático del Kaiju Eiga desde los 5 años, me la señaló cuando tenía apenas 8. La busqué y la encontramos en un googlevideo, creo. La idea es muy interesante y el mosntruo está bastante bien hecho, comparado con otros.
    Si quieren una versión occidental de Pulgasari (ambientada casi en la misma época y con un argumento similar) tienen que ver Galgameth.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Películas "Buenismas", buenas, malas y "malismas", pero todas con menos presupuesto del que hubiesen querido

Comentarios

Los textos aparecidos en este blog -salvo los especificados en cada momento- están protegidos por una licencia Creative Commons. Está prohibido hacer uso comercial o modificar los mismos y debes ponerte en contacto con el autor para obtener su consentimiento antes de reproducirlos en otro ámbito.

En este blog no hay ni se permite publicar enlaces Edonkey.

Categorías

Los más sobrevalorados:

Comentarios

Carteles de las películas

Cadáveres Atómicos c06

Cadáveres Atómicos c05

Cadáveres Atómicos c04

Más fotos

AL MÁRGEN DE ESTE BLOG:

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 33 seguidores


A %d blogueros les gusta esto: